Tips para subir su empresa a Internet

por grupo_admin.

Si finalmente ha decidido subir su empresa a Internet, hay algunas cosas que vale la pena que tenga en cuenta al pensar en el desarrollo de su sitio Web:
Primero, recuerde que una buena plataforma Web, que sea amigable a los buscadores, que permita autoadministración y que pueda crecer a futuro modularmente, es una inversión inteligente. Si va a capturar datos en su sitio, no olvide incluir una política de privacidad que informe a los usuarios, clientes y prospectos que se registren con ustedes, cuáles son sus políticas respecto al manejo de la información que los navegantes capturen en su sitio. Una de las herramientas más valiosas que debe considerar en el desarrollo de su sitio Web, es contactar prospectos, pero si no hay claridad respecto a la privacidad de su información, nadie capturará sus datos en su página, o, si lo hacen, seguramente serán datos ficticios.
Segundo, si ha decidido implementar transacciones de venta en línea, con información y cargo de tarjetas de crédito, asegúrese de contar con esquemas de seguridad con  encriptamiento tipo SSL (secure socket layer). Muchos de los bancos y proveedores de servicios de tarjeta, proveen este servicio al contratar transacciones en línea con ellos.
Si al desarrollar su sitio Web, decide no iniciar con ventas en línea, de cualquier manera busque empezar, al menos, con un catálogo de productos que almacene sus productos en un esquema de base de datos. Iniciar con un buen catálogo de productos le permitirá aprovechar esa inversión para avanzar posteriormente incluyendo un carrito de compras y finalmente contratando un servicio de transacción de pagos. Aunque su sitio sea inicial, si es usted exitoso, es posible que más adelante desee incluir un esquema de ecommerce y contar con un buen catálogo de productos le fundamenta la plataforma para ese siguiente paso.
La atención a los contactos es una fase a la que con frecuencia no se le presta atención. Debe definirse de manera precisa cuál es el flujo que debe seguir un contacto, quién lo recibe, a quien se lo pasa, qué se les responde, en cuánto tiempo se responde etc. Capturar un prospecto por Internet es un gran logro, pero puede ser rápidamente desperdiciado si los esquemas de seguimiento no están bien definidos y los participantes entrenados en lo que deben hacer. Cuando usted desarrolle un sitio web con comercio electrónico, esto es aún más crítico pues debe estar bien definido el proceso por el que transita un pedido y los estándares de servicio, respuesta y tiempos de embarque que se va a ofrecer (y cumplir) a los clientes.
No olvide el contacto telefónico. En muchos países como el nuestro, la idiosincrasia aún refuerza la necesidad de un contacto humano y, después de que un prospecto navega una página, es frecuente que quiera marcar el teléfono y hablar con alguien. Asegúrese de proveer su número telefónico y de tener bien definido el proceso de atención que se le debe dar a cada contacto que llama. Si los contactos por una necesidad precisa, como por ejemplo una llamada de soporte técnico, aproveche la información en el sitio Web para decirle al cliente qué información o datos preparar previamente a la llamada, de manera que cuando llame a la empresa, se le pueda atender de manera más eficiente.
Cuando todo lo anterior ha sido bien definido y preparado, llega el momento de subir su sitio a Internet. Sin embargo, no se haga falsas esperanzas, el subir su sitio no le asegura que alguien lo visite, se requiere desarrollar un plan de promoción y publicidad de su sitio Web. Usted necesita poner su sitio al centro de la estrategia para asegurar que se le canalice tráfico por todos los medios posibles.
Publicitar su sitio es una actividad esencial, sin embargo no se asuste, afortunadamente Internet permite realizar actividades publicitarias mucho más enfocadas, económicas y eficientes. No se trata de publicitar su sitio en medios impresos, se trata de usar el mismo Internet para dar a conocer su presencia en Internet. Algunas de las herramientas disponibles son las campañas de pago-por-clic para aparecer en los más populares buscadores, esfuerzos y campañas de email marketing hacia las bases de datos de sus propios clientes y prospectos, inserción en directorios especializados de Internet para su industria, intercambio de ligas con sitios complementarios de fabricantes, distribuidores, proveedores y aliados estratégicos por medio de banners o botones, etc.
También considere que, aún cuando logre que alguien visite su sitio por primera vez, debe asegurarse que siga regresando. Esto se logra implantando incentivos, cupones, promociones, información que cambia constantemente, artículos o boletines de interés, etc.
Adicionalmente, el sitio debe mantenerse actualizado. Un sitio estático, cuyo contenido no cambia, termina ahuyentando a los visitantes que podrían haberse interesado en él, además un sitio que no se actualiza, muy pronto pierde su posición en los buscadores y acaba relegándose al final de las listas. Establezca una estrategia continua de actualización del sitio, involucre a las áreas relacionadas con la información que contiene el sitio y comprométalos a entregar información constantemente. Un sitio actualizado,  invita a regresar.
Su sitio es un reflejo de muchos aspectos de su empresa, si vende en línea, debe ser tan pulcro, eficiente y ágil como una tienda física; si no vende pero promueve sus productos o servicios, debe estar siempre bien estructurado, con explicaciones claras y con información que permita entender el valor que su empresa ofrece a los clientes; la imagen del sitio debe reflejar la de su organización y la actualidad de su contenido, el nivel de compromiso con estar a la vanguardia de su campo.
Finalmente, no olvide que el sitio debe estar presente en buscadores y referido por las redes sociales así que no crea que subiendo el sitio se terminó el trabajo, ahí apenas empieza pues ahora hay que mantenerlo atualizado y vigente en buscadores y demás lugares de tráfico en la red.

Publicaciones relacionadas:

  • Sin publicaciones relacionadas